Muchas plataformas permiten crear un logotipo de marca en pocos minutos y de manera gratuita. Pero, si fueras una empresa, ¿dejarías tu primera impresión en manos de cualquiera? Seguramente no, y por eso mismo el papel de un diseñador gráfico sigue siendo fundamental para cubrir esta necesidad.

Y es que, aunque todavía existe la falsa creencia de que hacer un logotipo para una marca es sencillo y solo debe de ser bonito, nada más alejado de la realidad. Porque detrás del diseño hay un arduo trabajo de investigación y análisis y creatividad.

En este artículo repasamos su importancia y los principales pasos y claves que utilizan reconocidos diseñadores gráficos para conseguir creaciones singulares y efectivas. Toma nota de todo el proceso para después aplicarlo a tus propios proyectos.

Logotipo para una marca: trucos y claves para diseñadores

¿Qué es un logotipo para una marca?

“Una empresa sin logotipo es como un hombre sin rostro”

Logo Design love, David Airey

Un logotipo es la representación gráfica de una marca a través de letras, imágenes y/o formas. Su principal objetivo es lograr que el público se identifique con ella, la recuerde y la recomiende. Incluso un logotipo para una marca puede pasar a ser una pieza estratégica de marketing.

Cómo diseñar un logotipo: proceso de prediseño

Existen algunos pasos previos antes de diseñar un logotipo para una marca que son necesarios para darle más consistencia y claridad al mensaje que se busca transmitir.

Ten en cuenta con quién trabajas

Trabajar en armonía y con una buena comunicación durante todo el proyecto es fundamental. Así pues, es necesario explicar al cliente, uno a uno, los pasos que se van a seguir para diseñar el logotipo, despejar todas sus dudas y mantenerlo al día de los cambios y del proceso. De este modo, trabajar juntos será más cómodo y efectivo.

No olvides el presupuesto

Conseguir un nuevo cliente es muy gratificante, pero es imprescindible no perder de vista el presupuesto del diseño del logotipo para la marca. Deja claras las condiciones previamente y especifica si puede haber modificaciones que se incorporen durante el proceso de creación que puedan incrementar el coste.

Investiga a fondo la marca

Es clave conocer las necesidades del cliente –y de su marca–, así como sus objetivos, target y su competencia. Para este fin, se recomienda tener un briefing que te permita reunir toda esta información clave. Este documento se convertirá en la hoja de ruta para el diseño de un logotipo efectivo. Así que, no dudes en preguntarle a tu cliente todo lo que consideres necesario para que tu proceso creativo sea fructífero.

Analiza a la competencia

¿Quién es la competencia directa de tu cliente? Identificar en las marcas rivales aspectos como los colores corporativos, logos y todo lo que consideres relevante para crear un logotipo que logre diferenciarse de la competencia.

Capta la atención del público

“Los logotipos que son bonitos pueden ganar premios, pero no siempre ganan cuota de mercado”

Logo Design love, David Airey

En el briefing también debes solicitar al cliente información sobre el segmento directo de consumidores a los que se dirige. Esto te permitirá enfocar todos tus esfuerzos en un diseño que pueda atraer la atención del público objetivo, así como apelar a sus sentidos y conectar con sus intereses.

Comienza a bocetar

Empieza sin miedo. Hay quienes prefieren hacerlo a mano o directamente en el ordenador. Lo importante es soltarse e ir esbozando las primeras ideas. Luego, ya tendrás tiempo de afinar, diseñar y añadir detalles y colores.

Logotipo para una marca: trucos y claves para diseñadores

Trucos y claves para el diseño de un logotipo para una marca

Estamos listos para ponernos manos a la obra. Es aquí, donde empezamos realmente el diseño. Para ello, te compartimos algunos trucos para que mejores tus habilidades al diseñar logotipos para marcas que hemos recopilado de la psicología de Gestalt, de reconocidos diseñadores, como Bill Gardner y David Airey, y también de la sucesión de Fibonacci.

1.  Simple: menos, es más

Icónica frase pronunciada por el arquitecto y diseñador industrial, Mies van der Rohe, que se ajusta perfectamente a la principal característica que debe tener un logotipo: la simplicidad. Porque usando solo los elementos necesarios, conseguirás más claridad y efectividad en el mensaje.

2.  Un logo debe ser atemporal

Seguir las tendencias puede ser aconsejable en ciertos sectores, pero no para diseñar un logotipo para una marca. Debe ser un diseño que sea capaz de mantenerse vigente en el tiempo.

3.  La línea dulce

Conoce las posibilidades y los límites de las herramientas con las que trabajas. Por ejemplo, en Adobe Illustrator se pueden hacer líneas con la herramienta pluma, pero para que se vean orgánicas y conseguir trazos más fluidos, es necesario conocer los principios del dibujo vectorial y usar la técnica correcta.

4.  Inspiración

No tengas miedo de buscar inspiración entre los muchos recursos que existen en Internet. Te recomendamos empezar por estos sitios: Dribbble, Behance, Pinterest, Freepik y Awwwards.

5.  Logotipo funcional

El logotipo para una marca puede aparecer en artículos para papelería, envases, promocionales y sitios web. Lo más conveniente es que utilices gráficos vectoriales que permitan escalar la imagen sin que pierda calidad.

Además, se debe prestar especial atención al contraste entre logotipo y fondo, así como a la gama tonal, que son al fin y al cabo factores que van a permitir que la marca se identifique con facilidad.

6.  Círculos, cuadrados y triángulos

“La repetición de este trío de formas básicas y colores primarios en la obra de los maestros y alumnos de la Bauhaus demuestra el interés de la escuela por la abstracción y su énfasis en aquellos aspectos de lo visual que podrían describirse como elementales, irreductibles, esenciales, fundacionales y originarios”

El ABC de [triángulo, cuadrado y círculo] de Ellen Lupton y J. Abbott Miller.

Dominar la simpleza al emplear formas básicas combinadas con creatividad puede ser la base para el desarrollo de una identidad de marca sólida y versátil.

7.  Blanco y negro

Lo mejor de diseñar el boceto del logotipo para una marca es que nos remitimos a las líneas y formas más simples. Con el fin de evitar distracciones, es recomendable trabajar en blanco y negro en un primer momento. Aunque cabe aclarar que esto no significa que debas aplicar color negro a toda la pieza, lo que se busca es hallar la manera de que la identidad visual que genera el logo, lo que representa, siga estando en esa versión más simple.

8. Coherencia

Un logotipo debe ser capaz de transmitir un mensaje claro y coherente con la identidad de marca. Esto debe aplicarse a las imágenes, formas, colores y tipografías.

9. Psicología de las tipografías

Las tipografías también influyen en la percepción de una marca, por lo que es necesario escoger fuentes, así como colores acordes al mensaje que se quiere transmitir. Te recomendamos escoger una tipografía fácil de leer, y preferiblemente sin florituras. Estas son las principales categorías entre las que podrás elegir.

  • Tipografía con serif

Las tipografías con serif, es decir, con trazos decorativos en las letras, son especialmente usadas en periódicos, ámbitos académicos, revistas e incluso moda y perfumería, porque transmiten autoridad, seriedad y seguridad.

Además, resultan más funcionales y ofrecen mayor legibilidad en escalas menores, lo que hace que la lectura sea más fluida. Sony, Zara, Honda y Volvo, son algunas de las marcas que utilizan tipografía con serif en su logotipo.

  •  Tipografía sin serif

Esta tipografía, también conocida como letra palo seco o sans serif (sin remates, por su traducción del francés), es aquella que no tiene trazos decorativos en las letras. En un principio la tipografía sans serif era considerada “grotesca”, pero cuando empezó a ser empleada por los diseñadores modernistas del movimiento Bauhaus, adoptó un carácter vanguardista. Chanel, Gucci, Amazon, Google, Netflix, Airbnb o Fedex emplean esta tipografía en sus logotipos de marca.

  •  Tipografía script

Esta tipografía se caracteriza por tener un trazo fluido, compuesto por círculos y líneas rectas que imita la escritura de los maestros caligráficos del siglo XVII, aquellos que usaban plumas y tinta. Actualmente, se recurre mucho a ellas para tarjetas de bodas, certificaciones o invitaciones.

Una variedad de esta tipografía es la cursiva, que es más casual y tiene trazos más anchos. La utilizan marcas de alimentos y entretenimiento como Coca Cola, Kellogg’s, Disney y American Idol.

  •  Tipografía slab serif

También conocida como egipcia o de remate en bloque, la tipografía slab serif se caracteriza por remates gruesos tanto en el asta como en la letra. Nace a principios del siglo XIX, en respuesta a la necesidad de las empresas de promocionar sus productos en la sociedad industrializada. Esta tipografía transmite fuerza, precisión, dureza y calidad.

10. Mejora tu logotipo

Si quieres diseñar un logotipo para una marca que cuide cada uno de los detalles y sea equilibrada, puedes usar una retícula áurea o sucesión de Fibonacci, una herramienta que se crea a partir de un rectángulo perfecto que permite crear logos armónicos.

https://www.youtube.com/watch?v=8q9_wq3Zs7M

11. Algo notable

Dentro del conjunto de letras que conforman el logotipo se puede resaltar un elemento, por ejemplo una letra o una tilde. Un cambio sutil que imprima ese toque innovador, sin emplear efectos o sombras, y dirigir así la atención visual del público.

12. Ofrece una versión en un solo color

En el proceso de diseño, es conveniente incorporar una versión a un solo color. Esto le da mayor versatilidad al logotipo y la posibilidad de usarlo en diversas ocasiones, como a la hora de imprimir.

13. Dale la vuelta

La idea aquí es comprobar si el logotipo se ve bien tanto del derecho como del revés. Al colocar el logotipo al revés, como si fuera un reflejo, nuestra mente lo percibirá como líneas y formas, no como letras, resaltará posibles imperfecciones o elementos que transmitan algo contrario a lo que se quiere expresar.

14. Fondo oscuro, logotipo blanco

Con esta técnica podemos ver si el logotipo funciona bien en fondos oscuros. Lo cual es conveniente porque debemos pensar en todos los posibles escenarios donde pueda usarse.

15. Combinación de colores

En el momento de aplicar color al logotipo para una marca se recomienda utilizar máximo tres colores. Además, es necesario tener en cuenta estos dos aspectos:

  • La combinación entre ellos debe funcionar bien, para lo cual debes tener en cuenta la teoría del color. Una herramienta gratuita que permite crear una paleta de colores armoniosa es Adobe color.
  • Emplea la psicología del color para conocer sus significados. Incluso, es necesario saber si el logotipo va a ser utilizado en otros países, para que no afecte al mensaje que se pretende transmitir.

Como ves, el diseño de logotipos para marcas requiere un trabajo de fondo y un profesional del diseño que sepa adaptarse a las necesidades del proyecto. Si quieres aprender más claves, técnicas y uso de herramientas de diseño gráfico para aplicar en cada uno de tus proyectos, infórmate sobre nuestro curso de Diseño Gráfico y apuesta por tu futuro laboral en este apasionante sector.

    ¿MÁS INFORMACIÓN?